“THE BOY WHO DANCED ON AIR” Off Broadway
 baila, canta, conmueve

Photo By © Maria Baranova

“El Chico que Bailó sobre el aire” que estrenó recientemente Off Broadway; es una obra musical armoniosa y grata pero lo que es aún mas importante, es reveladora e importante. Aunque su tema no es ligero,  la obra vuela alto mientras muestra unos diversos aspectos de una cultura desconocida o malentendida en nuestro país…la de Afganistán.

“The Boy who Danced on Air” presenta un lado oscuro pero aceptado en la cultura de este país musulmán: la del Bacha Bazi o sea juego de chicos. En una sociedad en la cual la homosexualidad es estrictamente prohibida, hombres ricos, generalmente casados, compran chicos jóvenes preadolescentes frecuentemente, que servirán de bailarines vestidos de ropa de mujer. Estos chicos bailan frente a los hombres del pueblo y cumplen con los deseos sexuales de su maestro.

La música de Tim Rosser, con letra de Charles Sohne, quien también escribió el libro, refleja los acordes plañideros de la música árabe mientras hilvana su historia del joven Paiman (el atlético Troy Iwata), comprado por Jahandar (Jonathan Raviv), quien tiene que dejar su pueblo para ir a Kabul para satisfacer las demandas de su amo. El joven, renuente al principio, llega a ser un bailarín excepcional y fácilmente gana la adoración no solo de su amo pero de los otros hombres también quienes envidian la gracia, la voz y el aspecto físico de Paiman. Cuando éste conoce a otro bailarín, un chico llamado Feda (Nikhil Saboo), él se enamora de él a primera vista…pero cuando Paiman llega a la mayoría y comienza a tener barba, según la ley y la tradición de los musulmanes, su amo tiene que casarlo con una mujer lo cual causa un desenlace triste para los dos jóvenes…y demuestra la hipocresía de la sociedad de dicho país.

Bajo la astuta dirección de Tony Speciale, con escenografía de Christopher Swader y Justin Swader (las propiedades son de Jerry Marsini), vestuario de Andrea Lauer, iluminación de Wen-Ling Liao, y sonido de Justin Graziani, la obra evoca el ambiente y los colores del Medio este. Dan Renkin sirve del director de luchas. La coreografía de Nejla Yatkin presenta pasos orientales ejecutados con una mezcla de atletismo y gracia.

La gloriosa “The Boy who Danced On Air” en cartelera en el Abingdon Theatre Company, 312 de la calle treinta y seis oeste, Nueva York.  Funciones hasta el doce de junio. Boletos: $67 disponibles en la taquilla del teatro o al OvationTix.

 

 

 

| About | Facebook | Blog | Contact |

Copyright © 2019. All Rights Reserved. http://www.elconocedor.net