“AMÉLIE”…UNA MUSICAL “PARA SOÑADORES”
Adaptación de la película bien amada canta pero no vuela

Photo By © Joan Marcus

Photo By © Joan Marcus

Los que desconocen la película francesa del mismo nombre deben verla cuanto antes… al menos antes de ver la versión musical actualmente en cartelera en el Teatro Walter Kerr de Broadway. Digamos sencillamente que el libro de Craig Lucas no capta la magia de la original y, sin un conocimiento del filme, es difícil seguir el trama.. No es decir que la musical carece de encantos; al contrario,  “AMÉLIE” ofrece una multitud de placeres para el teatrero.

Lo más sobresaliente de la obra, es sin duda alguna, el elenco encabezado por la deliciosa actriz Phillipa Soo en el papel de Amélie Poulain; la actriz capta toda la inocencia e ingenuidad de la heroína. Adam Chanler-Berat cs Nino, el hombre de quien ella se enamora eventualmente, Tony Sheldon representa a Dufayel, el artista perspicaz quien le abre los ojos a la protagonista, y Savvy Crawford encarna a la joven Amélie.  Son estos cuatro actores, ayudados por los demás miembros del capaz elenco quienes representan los aldeanos afectados por el espíritu bonachón de Amélie.

Cuando Amélie se traslada de un pueblo a París, ella trabaja de camarera en un pequeño bistro; es en este café que ella comienza a hilvanar su magia. Inspirada por la benevolencia de la Princesa Diana, ella principia a ayudar a varios de sus amigos y camaradas a conocer su verdadero amor y a encontrar felicidad en su vida. Cuando ve a Nino, un fotógrafo, en el metro, ella se enamora de él a primera vista, pero parece que su meta más importante es para ayudar a otros y no a si misma; es solo cuando los deseos de sus amigos ya se han realizad que  Amélie encuentra su propia felicidad con el hombre de su vida.

La mucha fantasía creada y realizada por el equipo técnico (escenografía y vestuario de David Zinn, iluminación de Jane Cox y Mark Barton, sonido de Kai Harada y proyecciones de Peter Nigri) llega a captar la esencia de la película y ofrece mucho que admirar y recordar. Un gnomo vuelve a la vida, unos corazones rojos brotan de unas maletas cuando Amélie ve a Nino por primera vez, unos caballos de carrusel comienzan a girar,  un pez de tamaño humano y otros sueños que se realizan frente a los ojos de Amélie son otros encantos de la obra. La dirección es de Pam MacKinnon.

Las muchas melodías de la partitura (música de Daniel Messé, letra de Nathan Tysen y del Señor Messé) son agradables y fáciles de escuchar pero no son muy memorables; solo la encantadora balada “Times are Hard for Dreamers” queda en la memoria después del telón final.

“AMÉLIE, una nueva musical”  canta más cuando la deliciosa Señorita Soo está en el centro del escenario, una posición que ella tiene por la mayor parte de la obra.

“AMÉLIE, una nueva musical” en cartelera en el Walter Kerr Theatre, 219 de la calle cuarenta y ocho oeste, Nueva York. Funciones: martyes, a las siete y media; miércoles, a las dos y las siete y media; jueves, a las siete y media; viernes, a las ocho; sábado, a las dos y las ocho; domingo, a las tres. Boletos: $49.50 – $169.50 en cartelera o al 800-745-3000.

| About | Facebook | Blog | Contact |

Copyright © 2019. All Rights Reserved. http://www.elconocedor.net