“Skylight” ilumina el cisma entre dos seres …
y de los dos niveles sociales que los separan

Photo By ©  Benjamin Mcmahon & John Haynes

Photo By © Benjamin Mcmahon & John Haynes

La obra Skylight, que estrenó recientemente en Nueva York tras una temporada triunfante en Londres, ya es todo un exitazo entre los críticos y los espectadores también en el Teatro Golden de la calle cuarenta y cinco. Los laureles los merecen los dos actores principales del drama, Bill Nighty, quien representa a Tom Sergeant, dueño de unos restaurantes, cuya esposa murió hace un año, y Carey Mulligan quien interpreta a su ex amante quien rompió con el altanero Tomás cuando ella supo que su esposa se daba cuenta del amorío entre los dos. Acompañándolos en la obra es Matthew Beard quien tiene el papel esencial de Edward, hijo de Tom, un joven quien comparte muchas cualidades de su padre.

En un escuálido apartamento en un barrio obrero de Londres llamado Kensal Rise vive Kyra Hollis (Señorita Mulligan) quien dejó la vida cómoda que compartía con su amante Thomas para trabajar en otro barrio…igualmente escuálido…como maestra en una escuela donde sus alumnos, todos pobres, no tenían ni recursos, ni motivación ni buenos consejos para seguir. Ella piensa preparar espagueti bolognese y corregir algunas tareas en la soledad de su casa, cuando, inesperadamente llega Edward para hacerle unas preguntas a la antigua novia de su padre. ¿Por qué había dejado su casa paterna tan bruscamente? …quiere saber el joven. Y, ¿no hay nada que ella podría hacer para mejorar la condición del padre que se siente solo y desconcertado sin ella. El se va tan repentinamente como había aparecido.

Parece que Kyra no estará en paz esta noche al llegar Thomas, su antiguo amante, un año después de que su mujer falleció de cáncer. El desea reanudar su relación con ella, pero si por culpa o por diferencias de ideología, ella hesita. La joven idealista se siente satisfecha de sí en sus esfuerzos para ayudar a sus estudiantes y mejorar su destino pero el altanero Thomas sigue criticando las decisiones que había hecho recientemente…principalmente el lugar donde vive, miserable, y el barrio y la escuela donde enseña. Los dos exponen sus teorías en unas discusiones airadas que dn mucho que musitar.

Los dos siguen enamorados pero ella se da cuenta de la futilidad de comenzar de nuevo con él debido al profundo abismo que los separa. Aunque pasan una noche apasionada juntos, en la mañana, ella insiste en que el solitario hombre se vaya. El desenlace es inevitable desde que Kyra quiere mantener sus ideales y su independencia a todo costo. Y al final de la obra, vuelve el joven Edward y se sientan a tomar el desayuno juntos. ¿En qué terminarán?

El experto Señor Nighy y la capaz Señorita Mulligan atacan y retroceden como si estuvieron un duelo ideológico; el astuto dramaturgo David Hare les da a cada uno de los protagonistas suficiente tiempo…y diálogo…para expresar su punto de vista personal. Hare no está en el campo ni del uno ni de la otra y la intensamente escrita obra les da a los espectadores la oportunidad de formular sus propias ideas. La dirección de Stephen Daldry es templada y equilibrada y la producción, diseñada por Bob Crowley con iluminación de Natasha Katz, sonido de Paul Arditti y música de Paul Englishby reflejan la época y el ambiente en que los personajes viven su vida.

Skylight estrenó el dos de abril, 2015. Función de prensa: sábado, veinte y ocho de marzo a las dos.

La impresionante Skylight, en cartelera en el Teatro John Golden, 252 de la calle cuarenta y cinco oeste, Nueva York. Funciones: lunes a sábado, a las ocho; miércoles y sábado, a las dos. Comenzando el seis de abril: martes y jueves, a las siete; miércoles, a las dos y las ocho; viernes, a las ocho; sábados, a las dos y las ocho; domingos, a las tres. No habrá función del catorce al diez y nueve de abril. Boletos: $60 a $149 en cartelera en cartelera o al 212.239.6200 o al 800.432.7250.

| About | Facebook | Blog | Contact |

Copyright © 2019. All Rights Reserved. http://www.elconocedor.net