Estrenos del veintinueve de abril

***Baby Mama: Por mucho que el título implique que la película será adecuada para los adolescentes o para los de la cultura hip hop que han adoptado la frase y la han hecho una parte de nuestra cultura, Baby Mama es una delicia, una mirada franca, sincera y muy cómica acerca de las penas y los placeres de querer y tener un hijo. Cuando la protagonista, una mujer quien anhela tener un hijo pero sabe que no es posible debido a su salud, ella decide contratar a una mujer quien dé a luz a su bebe. Tina Fey es conmovedora como la que quiere el niño y Amy Poehler, la de la clase baja quien tendrá el niño porque le van a pagar. En el curso de la comedia, el personaje de Poehler cambia de tal grado que está avergonzada de la mujer que una vez era. Las sorpresas que esperan al fin de la película son dulces y creíbles. Sobre todo, no se olviden del viejo refrán acerca de cómo no se debe juzgar un libro por su cubierta.

****The Visitor: Richard Jenkins, quien dejó la familia de Trinity Rep hace unos años para buscar una carrera en Broadway y en Hollywood, tiene su primer papel estelar en esta pequeña película del mismo director de The Station Agent, Tom McCarthy, quien también escribió el guión. Jenkins es Walter Vale, un profesor de economía, cuya esposa, una pianista profesional, se había muerto años antes. Para mantener una conexión con su esposa difunta, él toma lecciones de piano pero ninguno de los cinco profesores que ha tenido y la última (Marion Seldes) lo aconseja indirectamente que venda el piano. Cuando él va a Manhattan , donde mantiene un apartamento, para hablar en una junta oficial de su universidad, él se da cuenta de que una pareja joven está viviendo en su apartamento. Al principio, él quiere echarlos de su espacio. Después, él llega a tener simpatía por ellos porque no tienen adonde ir; por eso, comparte su apartamento con el músico Tarek (Haaz Sleiman) de Siria y Zainab (Danai Curira), su novia senegalesa. Poco a poco, el estoico Walter y el afable Tarek llegan a ser amigos, y éste enseña a aquél a tocar los tambores tradicionales. Debido a la situación después de 9/11, el departamento de inmigración entra en la situación, complicando la historia para los dos jóvenes, Walter y la madre del muchacho, quien, hace tiempo, radica en los Estados Unidos.

*88 Minutes: Al Pacino, quien ha perdido su cara de joven y su agilidad anterior, es Jack Dramm, un experto forense, trata de desenmascarar a la persona quien sigue matando a unas mujeres jóvenes después de que el probable asesino ya ha sido encarcelado. ¿Será que habían encarcelado al encarcelado al hombre equivocado o que el mismo asesino está planeando las muertes desde la prisión y un cómplice las está llevando a cabo o será otro asesino quien está copiando la técnica del asesino verdadero? Todo se resolverá después de los ochenta y ocho minutos que uyna voz en el teléfono le da a Dramm para solucionar el crimen o morir.

| About | Facebook | Blog | Contact |

Copyright © 2019. All Rights Reserved. http://www.elconocedor.net